Skip to main content

Codependencia Clínica Santuario

¿Qué es la codependencia?

¿En qué consiste la codependencia?

La codependencia es un problema emocional caracterizado por una dependencia afectiva obsesiva hacia otra persona y su relación con esta. Es común observar patrones de codependencia emocional entre personas que cuidan familiares discapacitados, drogadictos o enfermos crónicos.

No obstante, también es usual en las relaciones de pareja. La codependencia puede desarrollarse incluso en mujeres víctimas de maltrato, en las relaciones de madres y padres hacia sus hijos después de un divorcio y en niños y adolescentes.

En una relación de codependencia es común la obsesión por ejercer control y depender del otro. Se forma una jerarquía de poder, en su mayoría, inconsciente. Cuando existe consciencia de esta dependencia, usualmente la persona tiende a justificarse.

Una persona codependiente desarrolla compulsión por cubrir todas las necesidades de la otra persona. Esto llega al extremo de que la persona deja en segundo lugar las suyas propias. Por otro lado, la otra persona busca ejercer un control completo en la relación.

Existen muchas razones por la cual una persona desarrolla codependencia. Lo más común es la baja autoestima, la hiperresponsabilidad, los problemas de abandono, la necesidad de reconocimiento y el chantaje emocional.

¿Qué conductas nocivas se derivan de la codependencia?

La codependencia puede causar daños severos a la salud emocional. Una persona codependiente es más suceptible a sufrir maltrato y abuso físico y emocional. En las relaciones de abuso es común que la mujer sufra de una codependencia muy dañina.

No obstante, eso no es lo peor. Dentro de una relación así es común que el individuo dependiente imite conductas nocivas de la otra persona. Esto puede comenzar por la replicación de hábitos dañinos simples, como horarios de sueño o alimentación. Sin embargo, puede evolucionar hasta el consumo y la adicción de sustancias nocivas, como drogas, alcohol y fármacos. Esto se observa usualmente cuando una persona desarrolla adicción a alguna sustancia por influencia de su pareja.

De igual manera, las conductas nocivas de algunas personas pueden verse potenciadas por la influencia de la persona dependiente. Esto sucede comúnmente cuando un a un adicto se le facilitan los medios para continuar su consumo gracias a la otra persona. Por ejemplo, cuando los padres permiten y patrocinan el alcoholismo o la drogadicción del hijo.

Señales de peligro

Si has identificado alguna de las siguientes señales, tal vez sea hora de buscar ayuda profesional:

  • Estás siempre preocupado por complacer a los demás.
  • Tienes dificultades en decir que no o en expresar tus preferencias.
  • Tienes baja autoestima.
  • Tienes miedo a ser rechazado o a ser abandonado.
  • Permites conductas negativas de tu pareja o tu familia.
  • No pones límites.
  • Te encuentras en una relación insatisfactoria y abusiva.
  • Sientes la necesidad de controlar o ser controlado por alguien.
  • Has comenzado a imitar conductas nocivas de tu pareja o un familiar.
  • No te pones como prioridad.
Si observas que tú o alguien de tu familia se encuentran sumidos en una relación de codependencia y presentan problemas de consumo, contáctanos inmediatamente. Podemos ayudarte y asesorarte. Así mismo, puedes comunicarte directamente a nuestra línea de atención las 24 horas al número 462 180 9234.

Leave a Reply

Llámanos
Conocer
Descubre Clínica La Esperanza, un lugar para recuperar tu vida.
Adicciones
Trastornos
¿Sospechas que tú o un ser querido padece una adicción o un trastorno?
Realiza un test para comprobarlo y salir de dudas.
Podemos ayudarte
(492) 180 9234
Adicciones
Trastornos
¿Sospechas que tú o un ser querido padece una adicción o un trastorno?
Realiza un test para comprobarlo y salir de dudas.
Suscríbete a nuestro boletín de noticias y entérate de lo más destacado de nuestras actividades
Suscribirme
He leído y acepto los términos y condiciones